Señor Presidente

Suprema Corte de Justicia de Mendoza

Dr. Dalmiro Garay

  1.       /                               D.

Carlos Ordoñez, Secretario General y Adriana Dominguez, Secretaria Adjunta de la Asociación Gremial de Empleados y Funcionarios del Poder Judicial, se dirigen a Usted a fin de manifestarle, en nombre de los trabajadores y trabajadoras judiciales, nuestro más enérgico rechazo a su decisión de mantener a un número importante de agentes del sistema judicial mendocino bajo la modalidad de “trabajo a distancia”, sin ningún tipo de regulación, causando, en varios de ellos, serios problemas psíquicos y familiares, de los cuales la patronal se deberá hacer cargo.

En efecto, el “trabajo a distancia” es un trabajo absolutamente distinto del “presencial” y está fuera de las obligaciones de los trabajadores judiciales, tal como lo establece la normativa vigente.

Advertimos que no está dentro de sus facultades tomar decisiones unilaterales relativas a las condiciones de trabajo que son exclusiva potestad de comisiones paritarias y/o voluntarias de los trabajadores/as judiciales.

Hemos solicitado a Usted, en reiteradas oportunidades, que suscriba el acuerdo paritario alcanzado en la reunión de la comisión negociadora que se llevó a cabo el 4 de mayo pasado y a la cual asistió. La recurrente negativa a firmar el acuerdo alcanzado habla por sí solo de mala fe negocial y constituye una burla para los trabajadores/as, máxime proviniendo del Presidente de la Suprema Corte, Tribunal que tiene que garantizar, entre otros temas, los derechos de todos los trabajadores/as mendocinos.

En la mencionada reunión de la comisión negociadora se acordó:

  1. El principio de voluntariedad, es decir ningún trabajador/a judicial podrá ser obligado a trabajar dentro de la modalidad de “trabajo a distancia” y deberá requerirse su aceptación de manera expresa y fehaciente. Podrá revocarse la adhesión al régimen notificando al empleador.

 

  1. El empleador estará obligado a suministrar todos los elementos y servicios de trabajo necesarios para esta modalidad y, solo en caso de que el agente judicial así lo manifestara, se podrá aceptar que lo haga con sus propios elementos.

 

  1. Los agentes judiciales no serán responsables por los defectos del proceso de trabajo, pérdida o daño de los elementos de trabajo y otras alteraciones en la gestión, salvo dolo comprobable del agente.

 

  1. La jornada de trabajo se ajustará a los días habituales de su jornada presencial y no podrá extenderse más allá del horario de trabajo en sede judicial. Una vez concluida la jornada habitual el trabajador/a tendrá derecho a la desconexión digital.

 

  1. Los riesgos del trabajo seguirán bajo el régimen habitual, considerándose los mismos como si la tarea se estuviera realizando en la sede habitual en la que presta servicios el trabajador/a judicial.

 

  1. Todo lo establecido es de carácter transitorio y excepcional y no puede bajo ningún punto de vista reemplazar la modalidad presencial ni extenderse por fuera de los límites que imponga la emergencia sanitaria.

 

Tanto tiempo ha transcurrido desde la reunión paritaria de mayo que, al día de la fecha, ya tenemos “Ley sobre Teletrabajo” sancionada por el Congreso de la Nación. Esta Ley establece un piso mínimo de derechos, el cual se puede y debe ampliar en las distintas mesas de negociación colectiva. De la lectura de la misma surge que la mayoría de los derechos establecidos por el legislador coinciden con lo acordado en la reunión paritaria del sector judicial, que Usted se ha negado a suscribir.

Por todo lo anteriormente expuesto, y ante la imperiosa necesidad de evitar que se sigan vulnerando derechos de nuestros representados/as, esta asociación gremial le comunica que ha convocado a los trabajadores/as que cumplen funciones bajo la modalidad de “trabajo a distancia”, a realizar medidas de acción sindical a partir del día 5 de agosto y hasta que se suscriba el acuerdo paritario sobre tema en cuestión.

Dichas medidas, que comprenden a los agentes que se encuentran en la modalidad de “trabajo a distancia” en las cuatro circunscripciones judiciales, consisten en:

  • Respetar la jornada y el horario habitual de trabajo para luego desconectarse.
  • Respetar irrestrictamente los descansos diarios y semanales legales vigentes.
  • No trabajar en doble modalidad y turno, es decir, quien trabaja en la modalidad presencial, no deberá trabajar a distancia en el mismo día.

Para los trabajadores/as que cumplen funciones bajo la modalidad de “trabajo presencial”, las medidas de acción sindical consistirán:

  1. Cumplimiento estricto del horario de la jornada laboral retirándose inmediatamente finalizada la misma.
  2. Inmediato abandono de los lugares de trabajo en aquellos casos en donde no se cumplan con las medidas de bioseguridad vigentes.

Por último, teniendo en cuenta el incremento de casos por Covid-19 y la circulación comunitaria en nuestra provincia, se requiere la confección de protocolos de actuación en casos sospechosos de infectados por Covid específicos para aplicarse en el sistema judicial, como así también la regulación de los horarios y días de funcionamiento de la Mesa de Entradas de Expedientes Digitales, adecuándola a los horarios habituales de atención de profesionales en el Poder Judicial.

Sin otro particular, saludamos a Usted atentamente.

 

Adriana Dominguez                       Carlos Ordoñez

Compartir
Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial